Cómo curar un piercing infectado en la nariz

Cómo saber si un piercing está infectado y con qué curarlo

¿Crees que tu piercing se ha infectado? Pues entonces, no te pierdas este artículo. Te diré cómo saber si un piercing está infectado y cómo curar un piercing infectado en la nariz. ¡Acompáñame!

¿Te has hecho un piercing en la nariz? Si es así, es muy probable que te hayan dicho cómo cuidarlo para evitar que se infecte. No obstante, es habitual que en los primeros días la zona luzca enrojecida e hinchada. Ahora bien, querrás saber si tu piercing está o no infectado. Te diré ante todo, cómo evitar que se infecte, cómo averiguar si se ha infectado y por último, qué hacer para curar un piercing infectado.

Cómo evitar que tu piercing se infecte

Como en todo, más vale prevenir que curar. Existen cuidados y medidas que puedes tomar para evitar que tu piercing en la nariz se infecte.

  • Antes de colocarte el piercing, asegúrate de que no eres alérgic@ al material del mismo.
  • No intentes colocarte un piercing por tí mismo., acude a un sitio reconocido y responsable, en el que utilicen las herramientas adecuadas
  • Asegúrate que usen material descartable, para evitar la potencial transmisión de enfermedades y que desinfecten la zona antes de realizar la perforación.
  • Una vez colocado en piercing, limpia y desinfecta regularmente la zona, de acuerdo a las indicaciones que te han dado, hasta su completa cicatrización.

Cómo saber si un piercing está infectado

La nariz es una vía por dónde se filtra el aire que llega a los pulmones. De allí que es habitual, que queden atrapados en ella, partículas y microoorganismos que no deben ingresar al cuerpo, por lo que no es raro que tu piercing en la nariz se infecte. En cualquier caso, un piercing infectado en la nariz, no tardará en dar señales de alarma. Debes estar atent@ a los siguientes indicios de infección de tu piercing:

  • La zona que rodea el piercing más que enrojecida se ve morada, casi negra.
  • Se siente caliente y puede arder.
  • No sólo está inflamada, sino que además, te duele.
  • La perforación sangra o incluso, secreta pus.

En tal caso, debes actuar de inmediato. No dejes que la infección de tu piercing se expanda al resto del organismo, porque de ser así, pondrías en riesgo tu salud.

Cómo curar un piercing que se infectó

Esté o no infectado, tu piercing requiere ciertos cuidados hasta su cicatrización, por lo que es importante que sepas cómo curarlo. Para ello, ten en cuenta las siguientes recomendaciones.

  • Lávate muy bien las manos antes de tocar el piercing.
  • Limpia y desinfecta al menos dos veces al día, hasta su completa cicatrización.
  • Seca muy bien la zona, antes de volver a colocar el piercing. Házlo con mucho cuidado, evitando restregarla.

Con qué curar un piercing infectado

Por otra parte, necesitas saber con qué curar tu piercing para que cicatrice más rápido, evitando que se infecte.

Con solución salina

Desinfecta el piercing con una solución salina, al menos una vez al día. Diluye 2 cucharadas de sal marina en un vaso de agua tibia. Humedece un hisopo en dicha solución y pásalo por la zona de la perforación. Deja secar 20 minutos, antes de volver a colocarte el piercing, que podrás desinfectar en la misma solución.

Con jabón antibacterial

Usa agua tibia y jabón antibacterial neutro para limpiar y desinfectar tu piercing. Aplícalo con hisopo y con mucho cuidado, evitando irritar la zona. Enjuaga y deja secar bien, antes de volver a colocarte el piercing.

Con tópicos antibióticos

Quien te coloque el piercing, te indicará algún producto antibiótico de venta libre en farmacias, en forma de tópico o crema, que podrás aplicar en la zona de la perforación.

Desinfectantes naturales para curar un piercing

Por último, la naturaleza te brinda muchos desinfectantes naturales que te pueden ser de gran utilidad para limpiar y desinfectar tu piercing. A continuación, encontrarás más información de algunos de ellos.

  • Gel de aloe vera. El gel de aloe vera es maravilloso en estos casos, ya que no sólo es muy bueno como antiséptico, sino que además, es cicatrizante y favorece la regeneración cutánea.
  • Miel de abejas. ¿Sabías que la miel es un efectivo cicatrizante? Pues así es. Por otra parte, te brinda sus excelentes propiedades antimicrobianas, que evitarán que tu piercing se infecte. De tal modo, como en el caso anterior, cuentas con un producto genial a tal efecto.
  • Infusión de manzanilla. Por último, puedes recurrir a algo tan simple como una infusión de manzanilla. Muchos aseguran que la manzanilla es el mejor cicatrizante natural y como es bien sabido, cuánto más rápido cicatrice el piercing, menos probabilidades de infectarse tendrá. ¡No dejes de probarlo!

¿Con qué curas tus piercings?

Con solución salina

1/0

Con agua y jabón antibacterial

Con tópicos antibióticos

Con gel de aloe vera

Con miel de abejas

1/0

Con infusión de manzanilla

1/0

¿Con qué otro producto has desinfectado tu piercing?

No hay comentarios

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "Cómo curar un piercing infectado en la nariz"

Comenta en Google+